1

MIMP y PNP capacitan a personal policial sobre violencia contra las mujeres y los integrantes del grupo familiar

MIMP y PNP capacitan a personal policial sobre violencia contra las mujeres y los integrantes del grupo familiar

Un evento de capacitación realizó el MIMP y la PNP con el objetivo de fortalecer las capacidades del personal de la División de Protección Contra la Violencia Familiar, para el abordaje integral de los hechos de violencia contra las mujeres y los integrantes del grupo familiar.

Los contenidos de la reunión versaron sobre la Ley 30364 y sus alcances en la prevención de la violencia contra la mujer y los integrantes del grupo familiar, el enfoque territorial para la efectiva resolución y ejecución de las medidas de protección, así como el rol de la PNP en la atención integral y protección a las víctimas de violencia, de acuerdo con el Protocolo Base de Actuación Conjunta.

El evento que se realizó el 29 de abril pasado, contó con la participación masiva del personal de la PNP y del Poder Judicial, ambas instituciones involucradas en la atención y protección a las víctimas de violencia.

Asimismo, conto con la participación de María Pía Molero Mesía, Viceministra de la Mujer, Sandy Martínez Jara, Directora General Contra la Violencia de Género; Christian Hernández Alarcón, Juez Superior de la Corte Superior de Justicia de Ventanilla; Crnl. PNP Patricia Gallegos Flores, Jefa de la División de Protección contra la violencia familiar y el Cmdte, PNP Leandro Velásquez Cruz, Representante de la Región Policial de Lima.

El dato:

Entre 2009 y 2021, la PNP registró 2 035 946 denuncias por violencia contra la mujer e integrantes del grupo familiar. Entre los tipos de violencia se encuentra la violencia física (44%), seguida de la violencia psicológica (43%). Asimismo, brindó 245 374 medidas de protección solicitadas por el Juzgado de Familia.




Apurímac: Gobierno Regional en coordinación con el MIMP inician implementación de la Estrategia Nacional de Prevención “Mujeres libres de violencia”

Apurímac Gobierno Regional en coordinación con el MIMP inician implementación de la Estrategia Nacional de Prevención Mujeres libres de violencia

El Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables y el Gobierno Regional de Apurímac, iniciaron la implementación de la Estrategia Nacional de Prevención de la Violencia contra las Mujeres denominada “Mujeres libres de violencia”.

En reunión de coordinación en la que participaron Sandy Patricia Martinez Jara, Directora General de la Dirección General contra la Violencia de Género del MIMP, Roberto Ayquipa, Subgerente de Promoción Social y Washington Trujillo, Subgerente de Inclusión Social del Gobierno Regional de Apurímac, se eligió a la provincia de Abancay para el desarrollo del plan piloto.

El pasado mes de julio se aprobó dicha Estrategia Nacional, la cual constituye una herramienta de gestión pública para que los distintos sectores y niveles de gobierno, según sus roles y responsabilidades, articulen sus proyectos, programas y políticas de prevención primaria para la igualdad de las mujeres y la erradicación de la violencia.

“Mujeres libres de violencia” se desarrolla en el marco de la Intervención «Fortaleciendo la prevención, mediante una estrategia nacional articulada para la realización del derecho de las mujeres a una vida libre de violencia y discriminación basada en el género en el Perú”, gracias al apoyo de AECID, e inicia su implementación en Apurímac, Cusco y San Martín, a través de tres pilotos.

De acuerdo con la ENDES (2020), en Apurímac el 41.8% de mujeres alguna unidas sufrieron violencia física ejercida por esposo o compañero, 68%. sufrieron violencia psicológica y/o y el 14.3% de mujeres enfrentaron violencia sexual por parte de su esposo o compañero. Estas cifras ubican al departamento con el número mas alto de hechos de violencia hacia las mujeres ejercida por su pareja o compañero.




Cusco: planifican inicio de la Estrategia Nacional de Prevención de la Violencia contra las Mujeres “Mujeres libres de violencia”

Inicia planificación de la implementación de la Estrategia Nacional de Prevención de la Violencia contra las Mujeres “Mujeres libres de violencia” en la región Cusco

Viceministra de la Mujer se reunió con autoridades del Gobierno Regional del Cusco para establecer la ruta de trabajo en la región.

La evidencia señala los altos porcentajes de la violencia de género contra las mujeres en el Perú. Según INEI, 7 de cada 10 mujeres han sido víctimas de violencia de pareja alguna vez en su vida. A nivel regional, los mayores porcentajes de mujeres que sufrieron violencia física y/o sexual se encuentran en los departamentos de Cusco (15.1%), Apurímac (14,0%), Piura (13,9%), Huancavelica (12,9%) y San Martín (12,6%).

El pasado 24 de julio se aprobó la Estrategia Nacional de Prevención de la Violencia de Género contra las Mujeres denominada “Mujeres libres de violencia”, una herramienta de gestión pública para que los distintos sectores y niveles de gobierno, según sus roles y responsabilidades, articulen sus proyectos, programas y políticas de prevención primaria para la igualdad de las mujeres y la erradicación de la violencia. La implementación iniciará a través de tres pilotos territoriales en tres regiones del Perú: Apurímac, Cusco y San Martín.

Cusco es una de las regiones que presenta un alto índice de prevalencia de la violencia de género contra las mujeres. La ENDES (2020) reportó un 40.3% de mujeres que sufrieron violencia física por el esposo o compañero; 58% de mujeres que sufrieron violencia psicológica o verbal por el esposo o compañero y 11.6% de mujeres que enfrentaron violencia sexual por el esposo o compañero.

Para continuar con la articulación y coordinación de acciones en el territorio, el martes 26 de octubre se sostuvo una reunión en la que participó María Pía Molero Mesía, Viceministra de la Mujer; Teresa Hernández Cajo, Directora General Contra la Violencia de Género; Víctor del Carpio Yañez, Gerente Regional de Desarrollo Social y Flor Espitia Sosa, Sub Gerente de Inclusión Social del Gobierno Regional del Cusco.

En esta reunión se posicionó la importancia del trabajo articulado para la implementación de la Estrategia en Cusco como fase inicial del trabajo para su posterior escalamiento a nivel nacional. Además, se presentó el Plan Regional de Igualdad de Género de la región Cusco y se escogió a la provincia de Acomayo para el desarrollo del plan piloto.

“Esta reunión es un hito para continuar articulando nuestras acciones preventivas para alcanzar el logro común de una sociedad libre de violencia. Tienen el apoyo institucional para seguir con los siguientes pasos de la implementación” manifestó María Pía Molero Mesía, Viceministra de la Mujer.




Cómics de prevención de la trata y tráfico de adolescentes con el Programa SI Frontera

Cómics de prevención de la trata y tráfico de adolescentes con el Programa SI Frontera

En el Perú aún es escaza la información sobre la violencia a mujeres migrantes y los integrantes del grupo familiar, sin embargo, existen servicios del Estado en los que se atiende a población que migra y son víctimas de violencia. Los Centros Emergencia Mujer, registraron desde enero a octubre del 2019, 1 569 casos de personas extranjeras que han sido víctimas de violencia, el 55% no posee carné de extranjería. De este grupo, el 86.5% son mujeres, el 27.6% tiene entre 0 a 17 años, el 71.9% tiene entre 18 a 59 años, y 0.5% son personas adultas mayores; asimismo el 50% sufre o ha sufrido violencia física principalmente.

El Programa Nacional AURORA a través de sus servicios, ha atendido a personas migrantes procedentes de Venezuela en un 84%, seguida de Bolivia con un 3.2%, Colombia y Ecuador ambas con un 1.8%, entre otros países de menor frecuencia (AURORA, 2019).

En el marco de la Intervención “Fortaleciendo la prevención, mediante una estrategia nacional articulada, para la realización del derecho de las mujeres a una vida libre de violencia y discriminación basada en el género en el Perú”, la Dirección General Contra la Violencia de Género del MIMP junto a GIZ, la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo, CARE Perú, Plan Internacional, el Banco Mundial, Quinta Ola y PROMSEX han decidido construir, de manera articulada, una estrategia comunicacional para prevenir la trata y tráfico de personas migrantes, específicamente a través de la construcción participativa de una serie de historietas (tipo cómics) desde las propias historias de adolescentes y jóvenes venezolanos/as de entre 14 y 18 años.

El equipo interinstitucional compuesto por diversos especialistas de las entidades antes mencionadas sostuvieron seis reuniones de trabajo para determinar los temas, la metodología y los contenidos de los talleres.

A partir de la participación de 15 adolescentes venezolanos/as convocados/as por las instituciones Plan International y Quinta Ola, se construyeron 4 bocetos que fueron publicados entre el 25 de agosto el 3 de setiembre del 2021 en las redes sociales MIMP.

Puede visualizar los comics aquí:




Violencia en mujeres privadas de libertad

Violencia en mujeres privadas de libertad

Es cualquier acción o conducta que, dentro de una relación íntima o posterior a ella, causa muerte, daño o sufrimiento físico, sexual, psicológica o afectación económica-patrimonial, a las mujeres privadas de libertad.

Por razones de género, la prisión para la mujer tiene un significado diferente que para los varones. Además, que la cárcel es de por sí un espacio opresivo, expresa también las desigualdades de género de la sociedad, ya que las mujeres privadas de libertad reciben un tratamiento diferente al de los presos varones dentro del sistema penitenciario. Asimismo, la prisión tiene un significado distinto para las mujeres, no solo las afecta a ellas sino también a sus hijos/as, y su ausencia en el hogar la culpan por lo que pueda pasarles. La violencia carcelaria también se expresa a través de quienes tienen a su cargo el cuidado de estas mujeres, y se manifiesta en forma de violencia física, sexual y psicológica.

Al respecto, el Informe Especial de la Defensoría del Pueblo denominado “Condiciones de las mujeres en establecimientos penitenciarios de cuatro departamentos del Perú”, se señala que, las mujeres privadas de libertad presentan mayor vulnerabilidad en los casos de gestantes, madres que viven con sus niños/as, adultas mayores, autoidentificadas población LGTBI, población indígena, población con discapacidad, mujeres con VIH/SIDA, con Tuberculosis, entre otros[1].

La Defensoría del Pueblo señala que es responsabilidad del Estado el respeto a la dignidad, integridad y vida de las personas privadas de libertad, con la ciudadanía y ante los organismos internacionales. En ese sentido, el Perú se adhirió a la Convención de las Naciones Unidas contra la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes (UNCAT)[2].




Violencia en relación de pareja

Violencia en relación de pareja

Es cualquier acción o conducta que, dentro de una relación íntima o posterior a ella, causa muerte, daño o sufrimiento físico, sexual, psicológico[1] o afectación económica-patrimonial, a las mujeres en su diversidad, en todos los entornos y grupos socioeconómicos, religiosos o culturales[2].

La violencia física, en esta modalidad, es la más denunciada por ser la más visible; sin embargo, la más frecuente es la violencia psicológica, la misma que incluye la intimidación, la humillación, y los comportamientos controladores, como el aislamiento de una persona de su familia y amigos o restringir su acceso a la información o asistencia[3]. En el caso de la violencia sexual en las relaciones de pareja, debido a los estigmas asociados y a los patrones socioculturales discriminatorios contra las mujeres, es probable que los datos recogidos a nivel nacional por las encuestas sean mayores a los registrados[4]. 

Cabe señalar que, los comportamientos controladores aparecen desde la adolescencia y primera juventud, continuando en la edad adulta, hasta la adulta mayor[5].

La OMS sostiene también que, “aunque las mujeres pueden agredir a sus parejas masculinas y también se dan actos violentos en parejas del mismo sexo, la violencia de pareja es soportada en mucha mayor proporción por las mujeres e infligida por los hombres”[6]. Asimismo, señala que “Las mujeres son particularmente vulnerables al maltrato infligido por la pareja en las sociedades en las que existen importantes desigualdades entre hombres y mujeres, rigidez en los roles de los géneros, normas culturales que respaldan el derecho del hombre a mantener relaciones sexuales con independencia de los sentimientos de la mujer y sanciones blandas para estos comportamientos”[7].

Esta modalidad de violencia no solo afecta individualmente a las mujeres que la sufren, sino que las afecta en sus relaciones parentales, existiendo relación entre las tasas más altas de depresión y estrés traumático en las madres maltratadas por la pareja sobre su capacidad de establecer vínculos y de ejercer la maternidad[8].




MIMP aprueba la Estrategia Nacional de Prevención de la Violencia de Género “Mujeres libres de violencia”

MIMP aprueba la Estrategia Nacional de Prevención de la Violencia de Género Mujeres libres de violencia

A fin de establecer intervenciones integrales, articuladas y efectivas para prevenir la violencia contra las mujeres en los entornos de socialización y convivencia, el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP) aprobó la estrategia “Mujeres libres de violencia”.

La estrategia, aprobada mediante el Decreto Supremo N° 022-2021-MIMP, es una herramienta de gestión pública para que los distintos sectores y niveles de gobierno articulen sus proyectos, programas y políticas para garantizar que las mujeres puedan ejercer sus derechos libres de violencia en el ámbito público o privado.

Teresa Hernández, directora general de la Dirección General Contra la Violencia de Género del Mimp explicó que para erradicar la violencia de género contra las mujeres en el Perú es necesario incrementar las intervenciones de prevención, priorizando la primaria. “Es decir, aquellas que se centran en modificar las creencias que justifican o toleran la violencia contra las mujeres, para, de ese modo, promover relaciones igualitarias y el respeto a sus derechos humanos”.

“Esta apuesta demanda un trabajo articulado entre todos los niveles de gobierno, el sector privado, la academia y la sociedad civil; es un trabajo que se articula en esta Estrategia Nacional. En el Bicentenario de nuestro país, juntos y juntas podemos prevenir la violencia contra las mujeres”, refirió.

Además, es una poderosa herramienta de gestión pública para que los distintos sectores y niveles de gobierno, según sus roles y responsabilidades, articulen sus proyectos, programas y políticas de prevención primaria para la igualdad de las mujeres y la erradicación de la violencia, abordando todas las causas y los factores derivados de la discriminación estructural contra las mujeres y otros factores que aumentan su ocurrencia, frecuencia y severidad.

En el documento se prioriza la prevención de la violencia en entornos: comunitario, educativo, laboral y sindical, legal, medios de comunicación. Y temáticas específicas vinculadas con la igualdad de género. (autonomía, crianza positiva, cultura de igualdad, educación sexual e integral, factores de riesgo, habilidades socioeconómicas, salud sexual y reproductiva, y masculinidades igualitarias).

Solo entre enero y junio del 2021, los Centros Emergencia Mujer (CEM) atendieron 68 696 casos de violencia de género contra las mujeres. Por su parte, la Encuesta Demográfica y de Salud Familiar (ENDES) 2020 reporta que el 54,8% de mujeres fueron víctimas de violencia ejercida por el esposo o compañero. Entre las formas de violencia, destaca un 50,1% de violencia psicológica y/o verbal, un 27,1% de violencia física y un 6% de violencia sexual.

Estrategia Nacional de Prevención de la Violencia de Género “Mujeres libres de violencia”
descargar-en-pdf

PRENSA MIMP




Presentación de la publicación Perú: Feminicidios y violencia contra la Mujer, 2015-2019

Presentación de la publicación Perú Feminicidios y violencia contra la Mujer, 2015-2019

El Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI) presentó hoy el libro Perú: Feminicidio y Violencia contra la Mujer, 2015-2019, a través de la plataforma virtual zoom.

El documento tiene como objetivo contribuir a la formulación de políticas públicas de prevención, atención y erradicación de la violencia familiar, una de cuyas modalidades es el feminicidio. El documento ha sido se elaborado con información de los registros sobre víctimas de feminicidio y tentativas del Programa Nacional AURORA, de homicidios del Sistema de Denuncias Policiales (SIDPOL) de la Policía Nacional del Perú y del registro sobre presuntos feminicidios y tentativas del Ministerio Público.

En cuatro capítulos desarrolla el marco teórico y legal sobre la violencia contra las mujeres y el feminicidio, las características de las víctimas de feminicidio y de los presuntos victimarios, las características de las víctimas, aspectos relacionados a la violencia física, psicológica y sexual que experimentan las mujeres, la metodología para determinar las cifras del feminicidio y, finalmente un anexo estadístico.

En el evento de presentación, estuvieron presentes el señor Dante Rafael Carhuavilca Bonett, Jefe del INEI y el señor Aníbal Sánchez Aguilar, Sub-Jefe del INEI; la Ministra de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, Silvia Loli Espinoza; y el Ministro de Justicia y Derechos Humanos, Eduardo Vega Luna, quienes comentaron la publicación.

PRESENTACIÓN FEMINICIDIO EN EL PERÚ
descargar-en-pdf ico web enlace



MIMP y JNJ fortalecen sistema de justicia para garantizar los derechos de las víctimas de violencia sin estereotipos de género

MIMP y JNJ fortalecen sistema de justicia para garantizar los derechos de las víctimas de violencia sin estereotipos de género

La ministra de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, Silvia Loli y la presidenta de la JNJ, Inés Tello de Ñecco, suscribieron un convenio de cooperación interinstitucional que les permitirá trabajar en conjunto iniciativas para mejorar el acceso de las mujeres víctimas de violencia al sistema de justicia y fortalecer este sistema.

La suscripción del acuerdo tiene por finalidad impulsar la inclusión de la perspectiva de igualdad de género en los servicios que brinda la Junta Nacional de Justicia y promover que las propuestas aprobadas por la Comisión Multisectorial de Alto Nivel – CMAN sean introducidas en sus instrumentos normativos de selección y nombramiento, ratificación y ascenso de jueces, juezas y fiscales. Asimismo, busca garantizar el acceso a justicia de las mujeres víctimas de violencia sin estereotipos de género.

Además, permitirá articular esfuerzos con la Junta Nacional de Justicia, en el marco de sus competencias, en lo referido al proceso de implementación del Sistema Nacional Especializado De Justicia Para La Protección Y Sanción De La Violencia Contra Las Mujeres E Integrantes Del Grupo Familiar.

“Este convenio permitirá que las mujeres tengan mayor acceso a la justicia y se reafirma un trabajo articulado entre el MIMP y la Junta Nacional de Justicia. Resalto el compromiso para hacer un país donde se respete la dignidad e igualdad de las personas”, precisó la ministra Silvia Loli.

En tal sentido, sostuvo también que este convenio se traducirá en acciones articuladas, capacitación, revisión de la normativa, entre otros aspectos, para mejorar el sistema y acceso a la justicia.

Por su parte, la titular de la Junta Nacional de Justicia, aseguró que es un paso importante para fortalecer el sistema de justicia porque no son tolerables las cifras de violencia o acoso no denunciado.

“La ciudadanía rechaza cualquier acusación fiscal o judicial que convaliden estas situaciones o estereotipos. Nuestra sociedad gana si logramos que no sucedan casos de violencia física y psicológica, así como casos de discriminación y acoso sexual”, remarcó la presidenta Tello de Ñecco.

La JNJ se compromete a promover la incorporación de la perspectiva de igualdad de género y derechos humanos en el ejercicio de la función judicial y fiscal.

Asimismo, el MIMP se encargará de brindar a la JNJ información sobre violencia contra las mujeres o acceso de las mujeres al sistema de justicia de casos emblemáticos o de casos relacionados con las/los jueces, juezas, fiscales o postulantes a magistrados de los que tenga conocimiento.

En este sentido, la JNJ asume el compromiso de adoptar medidas que erradiquen los estereotipos de género, el hostigamiento y la discriminación sexual o laboral, entre otros aspectos que afecten los derechos de las mujeres y de las poblaciones vulnerables.

El convenio entra en vigencia a partir de su suscripción y el plazo de duración es indefinido.

Nota de prensa MIMP




Violencia simbólica. Impacto en las mujeres y los integrantes del grupo familiar

Violencia simbólica. Impacto en las mujeres y los integrantes del grupo familiar

La Ley N° 30364, Ley para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres y los integrantes del grupo familiar, define diferentes modalidades de violencia: física, psicológica, económica, y sexual, cada una se puede identificar por la manera como se manifiesta, sin embargo, hay un tipo de violencia que no se percibe, pero deja huella; se trata de la violencia simbólica, un concepto instituido por Pierre Bourdieu.

Según Bourdieu1 , la violencia simbólica es “insensible e invisible para sus propias víctimas, que se ejerce esencialmente a través de caminos puramente simbólicos de la comunicación y del conocimiento o, más exactamente, del desconocimiento, del reconocimiento o, en último término, del consentimiento”.

Para el autor, la violencia simbólica está caracterizada por un complejo proceso de dominación – masculina – que afecta no solo a las mujeres, sino también a los hombres. Puede encontrarse en los diversos acontecimientos sociales y culturales, en el lenguaje, en la educación, en las relaciones familiares y en los distintos espacios de interacción social.

Este tipo de violencia no requiere de imposición de la fuerza. Es reforzada por los medios de comunicación y, es debido a la violencia simbólica que algunas prácticas sociales que sostienen la discriminación racial o sexista siguen vigentes. Mensajes portadores de prejuicios, estereotipos y discriminación se reproducen.

Es a partir de a estas premisas, que el Observatorio Nacional de la Violencia contra las Mujeres e Integrantes del Grupo Familiar del MIMP elaboró el estudio denominado “Violencia simbólica, impacto en las mujeres y el grupo familiar”, con el fin de entender sus mecanismos, identificar los contenidos, mensajes y representaciones que reproducen y transmiten la violencia simbólica hacia las mujeres, niños, niñas y personas adultas mayores.

Se trata de un estudio exploratorio acerca de los medios de comunicación, publicidad, redes sociales y espectáculos, que generan o reproducen violencia simbólica y que promueven prácticas que toleran la violencia a las mujeres y a las personas que integran el grupo familiar.

Se han analizado las lógicas discusivas y representaciones de las siguientes unidades de información: memes, redes sociales, publicidad, programas de entretenimiento en televisión, telenovelas, noticieros, diarios y espectáculos en calle.

Como resultado, el estudio nos presenta elementos que permiten advertir el rol de los medios de comunicación, las redes sociales, la publicidad y la prensa escrita, en alimentar el imaginario social que puede producir representaciones que mantienen prejuicios y estereotipos a lo largo del tiempo.

La imagen de la mujer y de otros miembros del grupo familiar sigue siendo estereotipada o invisible en los espacios antes mencionados. La persona adulta mayor, las niñas, niños y personas con discapacidad son consideradas en función a su capacidad económica; el niño como consumidor potencial que cataliza el consumo familiar, la persona adulta mayor como persona dependiente de poco consumo, al igual que la persona con discapacidad.

Finalmente, el estudio aporta elementos para generar cambios en las construcciones sociales y culturales, instaladas en las personas, las instituciones y la sociedad en general; un desafío del Estado, a través de la Política de Igualdad de Género, aprobada con D.S. N° 008-2019-MIMP que reconoce la discriminación estructural de las mujeres.

Descargar publicación
descargar-en-pdf

 

[1] Bourdieu Pierre, La dominación masculina, 2000 obtenido de http://www.nomasviolenciacontramujeres.cl/wp-content/uploads/2015/09/Bondiu-Pierre-la-dominacion-masculina.pdf.